viernes, 12 de diciembre de 2008

internos y recreo sadomasoquista


no me equivoco conmigo:
no soy más que el apetito masoquista
de cuantos no puedo tener

sería mejor prohibirme
olvidar nombres
que se me anidan en las tetas
bocas que no me gastan los besos
pero me estrenan
y me hacen regresar


II

no es casual este dolorcito
que me hace creer
que vuelven las malarrachas

mas ya no tengo miedo de morir sola
así que nada de convertirme en suicida
o humedecerme más de lo acostumbrado

no estoy desesperada de monotonía
ni de tantos viajes a la chingada

y no me oculto

puede que hasta sea más sádica
de lo que pretendía
y menos de papel que los héroes
con los que no jugué por falta de tiempo

III

toda la humedad de estos días sin Dios
me distrae los propósitos

una imagen huérfana me queda
y ya no sé si creerme sensual
con esta bombachita que apenas estreno
en este hotel de Avenida de Mayo

es extraño
he empezado a nostalgiar a los huéspedes
que me componían las madrugadas

quizá me pueden más las sobras
los daños que me hago al ser tan de lluvia
y escribir puras pendejadas
como no debería ser


2003

6 comentarios:

Cris Cam dijo...

Hay un cierto fetichismo
en mis estantes
una rosa artificial
ya sin perfume
un cierto CD de Lennon
y una suave tanguita
de alguien que no le conozco
ni un lunar
ni le gasté la boca.

Vacuo cofre.
Ranas de otra lluvia.

Preguntarme siempre lo mismo
donde se fueron los días de mis caricias.

Luisa Arellano dijo...

Igual estos días de lluvias son necesarios para escurrirnos entre la vida y sus disfraces.

Me gusta mucho esta cara de la Ori.

Besitos, linda.

Luisa Arellano dijo...

Ori, estás muy solitaria por aquí, si tienes un ratito pasa por mi blog a recoger un premio que he dado a todas las chicas (las normas pueden saltarse ;) )

Un beso y felices fiestas!

Federico Ruibal Vázquez de Parga dijo...

Olé la Ori.

Hermoso blob.

f.-

Orietta Delmar dijo...

disculpen a todos, pero que he'stao medio ida de estas cosas, pero que no es culpa mia de'star rodeada de personas no amantes a la poesia...y que tampoco es culpa de ustedes, pero que si somos los seres humanos...ven?

gracias por hacerme saber que estan, asi sea yo una desa(mala)gradecida

cuidense, mis resalaos!

Verónica Cento dijo...

Volvé Oriiiiiiiiiiiiiiiiiii

Volvé!